24 de diciembre de 2008

Cosas que hay que aprender

Así concluye el último artículo publicado por Andrés Ibáñez en abcd:

Está todo lleno de normas, y la vida es muy difícil. Para entrar en una pastelería, desayunar en un bar o entrar en un museo hace falta una rigurosa organización mental, grandes dosis de confianza en sí mismo, poseer una voz alta y recia y no tener temor a hacer el ridículo. Y nuestra vida se consume en estas minúsculas aventuras.

Vale la pena leer el artículo completo, creánme.

23 de diciembre de 2008

Casualidades: Murakami, Vila-Matas

El pasado sábado por la noche estuve leyendo After Dark, la última obra publicada en España de Murakami, deteniéndome en el capítulo en el que Mari, la joven protagonista recala en la discoteca Skylark. El episodio comienza y acaba con dos referencias musicales: Pet Shop Boys y Hall & Oates. Hay un momento inquietante en la acción cuando Mari va al lavabo de la discoteca. Curiosamente, el domingo, Vila-Matas escribía al respecto de la novela de Murakami, de este capítulo en cuestión y del momento posterior a cuando Mari se ha mirado en el espejo de ese lavabo y, cuando lo abandona, su reflejo continúa allí. Ese reflejo le ha recordado a Vila-Matas la primera vez que leyó un cuento de Felisberto Hernández...
Continuará

8 de diciembre de 2008

Julio Cortázar - El Perseguidor (Music by Miles Davis and Charlie Parker)

Disculpen la ausencia que en este caso no ha sido motivada, como de costumbre, por la falta de disciplina, por el aburrimiento, por el simple hecho de no tener nada que contar... Los problemas parecen solucionarse, o así parecemos creerlo, y nos hundimos en la rutina con el deseo de ser devorados por ella, al menos por algún tiempo...




Vía Stolen Apples

8 de noviembre de 2008

El pequeño Bruckner

Hoy es sábado, y toca leer a Andrés Ibáñez en ABCD. Mañana domingo haremos lo propio con Enrique Vila-Matas (nueva web). La semana pasada, Vila-Matas citaba a Ibáñez en su último artículo, Amigos que no duermen. Pero no perdamos el rumbo, hoy somos nosotros los que citamos al autor de El perfume del cardamomo, quien en su nuevo Comunicado de la Tortuga Celeste - todavía no está disponible el enlace -escribe:

"Bruckner parece muy grande porque recuerda (desde lejos y sin fijarse bien) a Wagner. Pero es muy pequeño porque lo que sucede en sus sinfonías no son sino los pensamientos de un hombre solitario que pasea por las aceras de Viena contemplando las nubes. Esta música gigantesca de unísonos grandiosos y timbales retumbantes es en realidad la música más íntima que se ha escrito nunca."

Ciertamente, pese a la monumentalidad de la música de Bruckner siempre me he sentido afectado de manera bastante íntima, algo que no me ocurre con frecuencia con Wagner. He recordado - porque se menciona en el artículo - el movimiento final de la 8a Sinfonía y he encontrado un vídeo en el cual, la World Philharmonic Orchestra, dirigida por Carlo Maria Giulini, que ilustra perfectamente aquello - especialmente a partir del final del quinto minuto - que describe muy acertadamente Andrés Ibáñez:

(Aviso: el final se corta abruptamente)

29 de octubre de 2008

15 de octubre de 2008

Actuar contra la pobreza

El pasado sábado, en El País, José Vidal-Beneyto publicaba un - como de costumbre - interesante artículo sobre las medidas que los Estados están adoptando para tratar de atenuar la crisis económica. Su inicio era revelador:


"Las múltiples intervenciones estatales para apuntalar a los bancos más averiados y envilecidos y a los sistemas bancarios que los albergan, pueden considerarse como premios a la trampa y al chanchullo. Pero además esas intervenciones no conseguirán detener la desbandada, si no van acompañadas de un conjunto de medidas rigurosas y radicales que impidan, más allá de la mano salvífica de los mercados que evidentemente no funciona, primero, el mantenimiento de las prácticas actuales y luego, una transformación total del orden capitalista actual."


Pero todavía me resulta más estimulante su conclusión, en la cual plantea su alternativa, proponiendo que, a través de la regulación que ahora se considera tan necesaria, se pueda combatir la pobreza en el mundo:


"Si los Estados quieren de verdad adecentar el mundo financiero en vez de recapitalizar a las entidades fulleras, ¿por qué no crean un Servicio financiero público y se dejan de nacionalizaciones parciales e interesadas? ¿Por qué no acaban con las cuentas número y ponen fin definitivamente al secreto bancario que cubre tantas ignominias y hace posibles tantas impunidades? ¿Por qué no se establece una Autoridad Mundial de Control que asegure el cumplimiento de las normas y, entre otras cosas, designe unos expertos públicos responsables del rating de los mercados financieros? Y sobre todo ¿por qué no se clausuran los 37 paraísos fiscales más conocidos, lugares para el confortable acomodo del botín de la criminalidad organizada sin los cuales las mafias de la droga y las armas y las bandas especializadas en la evasión fiscal y el blanqueo tendrían la vida mucho más difícil? Esa clausura sólo depende de los Estados. ¿Por qué no lo hacen? Y para terminar, ¿por qué no volvemos a la propuesta del Premio Nobel de Economía James Tobin en 1983, de crear una tasa del 0,5% sobre todas las transacciones financieras para limitar la atractividad de lo financiero y con su producto alimentamos un Fondo para el logro de los Objetivos del Milenio?"

La conocida como Tasa Tobin es una reivindicación, en cuya defensa se ha destacado ATTAC


13 de octubre de 2008

Premio Nobel de Literatura

Me siento un poco obligado a dedicar espacio a tratar sobre el Premio Nobel de Literatura, aunque al premiado de este año, Jean-Marie-Gustave Le Clézio, no lo haya leído todavía. No tanto porque esta bitácora se supone que trata sobre temas culturales, sino para celebrar que la concesión de este premio - así como posteriormente la pomposa ceremonia de entrega - se va convirtiendo en uno de esos raros momentos en los que la literatura logra hacerse un hueco en las páginas culturales de los diarios españoles, desplazando por un día a los artículos dedicados a diseñadores; a las entrevistas con actrices o actores; a las noticias dando cuenta de supuestos plagios; a otras noticias sobre subastas, en Londres o Nueva York, de objetos que, en ocasiones incluso son artísticos; a comentarios gastrónomicos, a las crónicas de corridas de toros y las reseñas de desfiles de moda. Celebrémoslo desde este humilde rincón, recomendando la lectura de dos textos:

10 de octubre de 2008

Leyendo a Auster y Vila-Matas

El azar ha querido que, mientras voy leyendo la última novela de Paul Auster, haya encontrado un minúsculo volumen de Enrique Vila-Matas, dentro de la colección Cuadernos Alfabia. Uno de los dos ¿artículos? del mismo se titula No soy Auster y desde el principio, su contenido me ha parecido familiar con las reflexiones que me está provocando la lectura de Un hombre en la oscuridad. Cito, pues, el arranque:

"Debilidad por Paul Auster, al que ahora a algunos les ha dado por denostarlo. Yo creo que la curva del aprecio a su obra inició un peligroso descenso cuando se supo que no era tan conocido en Estados Unidos como en Europa. En España - país corroído por la envidia, gran deporte nacional - la noticia de que aquella persona tan afortunada- aquel hombre inteligente, rico y guapo y de gran éxito - no era valorado en Estados Unidos como lo valorábamos nosotros se extendió como la polvora. "Ya te lo decía yo. Si es que somos unos papanatas", empezó a oírse."

Dejemos de lado que el recurso a la envidia hace semejarse a Vila-Matas a un Garci, pongamos por caso. El caso es que el autor de Doctor Pasavento, siente "simpatía literaria" por el autor de Ciudad de cristal, y no sólo eso: las coincidencias vitales y estilísticas pero también las diferencias con él le sirven como un estímulo a su propia creatividad.

Volveremos a Auster y a Vila-Matas, pero por el momento cortamos la transmisión.

26 de septiembre de 2008

Soy un mariachi de la nada

Ya que firmé la carta "El País y el cine", junto al juglar del membrillo, al fotógrafo de Estrasburgo y - por el momento - 266 mariachis más. Quien me (nos) define, cómo no, es Boyero, ese gran cronista.

18 de septiembre de 2008

16 de septiembre de 2008

En la muerte de David Foster Wallace

Eduardo Lago escribía ayer el obituario de David Foster Wallace, finalizándolo con un párrafo con el que coincidimos bastante:

"La inesperada desaparición del escritor en plena posesión de su talento ha causado una profunda desazón entre sus seguidores: éramos muchos los que estábamos convencidos de que lo mejor de David Foster Wallace estaba aún por llegar."

En El Síndrome Chéjov, fueron de los primeros en dar cuenta de la noticia el domingo. Y se dieron cuenta de lo mal que anda el periodismo - digital y en papel - cultural en nuestro país.

27 de agosto de 2008

Uno nunca sabe quien es


"Uno nunca sabe quién es. Son los demás los que le dicen a uno quién y qué es ¿no? Y como esto uno lo oye millones de veces en su vida, por poco que ésta sea larga, acaba por no saber en absoluto quién es. Todos dicen algo distinto. Incluso uno mismo está siempre cambiando de parecer."

Thomas Bernhard

La cita, y también la fotografía, proceden de aquí. Bernhard es de esos autores a los que hay que volver con regularidad.

21 de agosto de 2008

Stefano Bollani imita a Franco Battiato

He tropezado con éste vídeo de una manera bastante casual. Stefano Bollani es un talentoso y joven pianista de jazz italiano que rinde un irónico homenaje a su ilustre y conocido paisano Franco Battiato. No es largo y vale la pena esperarse hasta el final. Ya que estamos en verano...


21 de julio de 2008

Cerrado por vacaciones

Me marcho a Turquía...

No esperen actualizaciones hasta principios de agosto, como mínimo. Aunque tal vez este cierre vacacional se convierta en definitivo. El estío será un buen momento para (re)plantearse la continuidad de este humilde rincón.

Mientras tanto, sean buenos y benéficos...

15 de julio de 2008

Tantos años esperando y no voy a ver a Tom Waits...

..., pero mucho mejor que yo, se lo explica José Manuel Costa. Por cierto, en la versión papel de ABCD del pasado sábado, regreso de Costa por todo lo grande - pese a lo exiguo de la columnita -, con un comentario sobre Sinking of The Titanic, de Gavin Bryars & Philip Jeck/Alter Ego, en la reciente edición de Touch.

“Estúpidos y generosos, como son los jóvenes”


Escolar.net - la nota la firma Antonia Córdoba - me hace saber que ya se han cumplido cinco años de la muerte de Roberto Bolaño. Únicamente el diario gratuito ADN da cuenta de ello. Merece la pena leer el artículo, aunque confunda "junio" con "julio". Esta noche me beberé un whisky mientras leo algo de Bolaño.

Nota: el título de la entrada de Escolar.net me ha gustado tanto que lo plagio vilmente. Excusas ante los autores y ante algún hipotético lector.

Una canción que siempre logra emocionarme

El gran Charles Trenet canta "Que reste-t-il de nous amours". Me la descubrió Truffaut a través de Besos Robados. El título de la película se extrae de la propia letra de la canción:

Bonheur fané, cheveux au vent
Baisers volés, rêves mouvants
Que reste-t-il de tout cela
Dites-le-moi

Que la disfruten... Esa especie de video-clip prehistórico que sirve de ilustración tiene también su encanto...


27 de junio de 2008

Aprender a pensar


Sir Ernest Rutherford, presidente de la Sociedad Real Británica y Premio Nobel de Química en 1908, contaba la siguiente anécdota:

Hace algún tiempo, recibí la llamada de un colega. Estaba a punto de poner un cero a un estudiante por la respuesta que había dado en un problema de física, pese a que este afirmaba rotundamente que su respuesta era absolutamente acertada. Profesores y estudiantes acordaron pedir arbitraje de alguien imparcial y fui elegido yo.
Leí la pregunta del examen y decía: Demuestre como es posible determinar la altura de un edificio con la ayuda de un barómetro. El estudiante había respondido: llevo el barómetro a la azotea del edificio y le ato una cuerda muy larga. Lo descuelgo hasta la base del edificio, marco y mido. La longitud de la cuerda es igual a la longitud del edificio.
Realmente, el estudiante había planteado un serio problema con la resolución del ejercicio, porque había respondido a la pregunta correcta y completamente.Por otro lado, si se le concedía la máxima puntuación, podría alterar el promedio de su año de estudio, obtener una nota mas alta y así certificar su alto nivel en física; pero la respuesta no confirmaba que el estudiante tuviera ese nivel.Sugerí que se le diera al alumno otra oportunidad. Le concedí seis minutos para que me respondiera la misma pregunta pero esta vez con la advertencia de que en la respuesta debía demostrar sus conocimientos de física.
Habían pasado cinco minutos y el estudiante no había escrito nada. Le pregunte si deseaba marcharse, pero me contesto que tenia muchas respuestas al problema. Su dificultad era elegir la mejor de todas. Me excuse por interrumpirle y le rogué que continuara.
En el minuto que le quedaba escribió la siguiente respuesta: tomo el barómetro y lo lanzo al suelo desde la azotea del edificio, calculo el tiempo de caída con un cronometro. Después se aplica la formula altura = 0,5 por A por t^2. Y así obtenemos la altura del edificio.
En este punto le pregunte a mi colega si el estudiante se podía retirar. Le dio la nota mas alta.
Tras abandonar el despacho, me reencontré con el estudiante y le pedí que me contara sus otras respuestas a la pregunta. Bueno, respondió, hay muchas maneras, por ejemplo, tomas el barómetro en un día soleado y mides la altura del barómetro y la longitud de su sombra. Si medimos a continuación la longitud de la sombra del Edificio y aplicamos una simple proporción, obtendremos también la altura del edificio.
Perfecto, le dije, ¿y de otra manera?. Si, contestó, éste es un procedimiento muy básico para medir un edificio, pero también sirve. En este método, tomas el barómetro y te sitúas en las escaleras del edificio en la planta baja. Según subes las escaleras, vas marcando la altura del barómetro y cuentas el numero de marcas hasta la azotea. Multiplicas al final la altura del barómetro por el numero de marcas que has hecho y ya tienes la altura.
Este es un método muy directo. Por supuesto, si lo que quiere es un procedimiento mas sofisticado, puede atar el barómetro a una cuerda y moverlo como si fuera un péndulo. Si calculamos que cuando el barómetro está a la altura de la azotea la gravedad es cero y si tenemos en cuenta la medida de la aceleración de la gravedad al descender el barómetro en trayectoria circular al pasar por la perpendicular del edificio, de la diferencia de estos valores, y aplicando una sencilla fórmula trigonométrica, podríamos calcular, sin duda, la altura del edificio.
En este mismo estilo de sistema, atas el barómetro a una cuerda y lo descuelgas desde la azotea a la calle. Usándolo como un péndulo puedes calcular la altura midiendo su período de precesión.En fin, concluyó, existen otras muchas maneras. Probablemente, la mejor sea tomar el barómetro y golpear con el la puerta de la casa del portero. Cuando abra, decirle: "Señor portero, aquí tengo un bonito barómetro. Si usted me dice la altura de este edificio, se lo regalo".
En este momento de la conversación, le pregunte si no conocía la respuesta convencional al problema (la diferencia de presión marcada por un barómetro en dos lugares diferentes nos proporciona la diferencia de altura entre ambos lugares) evidentemente, dijo que la conocía, pero que durante sus estudios, sus profesores habían intentado enseñarle a pensar.
El estudiante se llamaba Niels Bohr, físico danés, premio Nobel de física en 1922, mas conocido por ser el primero en proponer el modelo de átomo con protones y neutrones y los electrones que lo rodeaban. Fue fundamentalmente un innovador de la teoría cuántica.

15 de junio de 2008

Amarcord, Federico Fellini, Nino Rota

Aunque trato de discipinarme y mantener una cierta regularidad en las entradas de este diario, parece como si los elementos se conjuraran en mi contra. He leído hace poco - pero no recuerdo dónde - que Marguerite Duras afirmaba que "aquel que no escribe porque no encuentra tiempo o porque llueve no es un verdadero escritor". El caso es que no hallo temas sobre los que escribir. Hoy ha hecho un día bastante desapacible, aunque no ha llegado a llover, y hemos estado todo el día en casa; yo moviéndome entre libros, revistas e Internet. Me he acordado de Nino Rota. De su columna sonora para Amarcord, de Federico Fellini, y he encontrado el onírico fragmento el que Fellini parece homenajear la bella música de Rota, ilustración perfecta de aquello que consideraba el hoy olvidado Robin Wood: que el cine está más cercano a la poesía o a la música, que a la novela o al teatro. Que lo disfruten:


10 de junio de 2008

Cita: Mahler (y más)

A través de El Café de Ocata -y éste a su vez a través de La tiranía de la penitencia de Pascal Bruckner (las entradas, como es costumbre con el maestro Luri, no tienen desperdicio) -doy con esta cita de Gustav Mahler:

"Europa morirá de este principio: eso no tiene que ver conmigo"

Desecho la reflexión al respecto, debido al cansancio, más físico que intelectual, pero me excuso con una recomendación discográfica relacionada, si el lector me lo permite.

El (pen)último número de Gramophone destaca la grabación de la 6a Sinfonía de Mahler por la LSO, dirigida por Valery Gergiev. He aquí un video promocional de la grabación, convertida desde ya en objeto de deseo, con Gergiev en estado puro:

9 de junio de 2008

Vídeo clip: "Last Night I Fell For Jenny" de Caballero Reynaldo, dirigido por Tomás Bases

Esta animación creada por Tomás Bases sobre la pieza "Last Night I Fell For Jenny" de Caballero Reynaldo ha obtenido el Primer Premio del 4rt Festival de Videoclips Independents de L'Hospitalet, CL’HIPS. Una divertida y original ilustración de una divertida canción.

Todos los finalistas del certamen aquí.

No escribo mucho - más bien nada - sobre mi ciudad, l'Hospitalet. Trataremos de hacerlo más a menudo...


8 de junio de 2008

Gaziel y la derecha española

He empezado a leer este fin de semana, Meditaciones en el desierto (Ediciones Destino), de Gaziel -«Probablemente ha sido el escritor político más inteligente que ha dado la derecha catalana en este siglo» escribió de él Josep Benet -, y aunque sólo he leído tres o cuatro entradas del diario que el escritor alemán redactara en Madrid - en catalán - entre 1946 y 1953 ya se pueden observar las virtudes que motivaron la referida afirmación de Benet. En apenas una veintena de páginas, ya se da el lector cuenta de lo duro que ha de ser el llamado exilio interior, pues Gaziel ya se presenta como un hombre desengañado, carente de esperanza en esa España en la que le toca vivir, carente de esperanza en la humanidad toda. La primera anotación del dietario me parece memorable:

"12 de mayo de 1946
SALUD SOSPECHOSA.- Ortega y Gasset, en la conferencia que dio hace pocos días en el Ateneo de Madrid, dijo que España había salido de la Guerra Civil con una salud a prueba de bombas. "Una salud indecente", creo que dijo.
Sí; debe de ser aquella salud que ya definía Jules Romains, en boca del Dr. Knock: "C'est un equilibre inestable qui n'annonce rien de bon"."

Gaziel, además, no sólo se revela como un certero diagnosticador de su época sino que también me atrevo a atribuirle propiedades proféticas, así al referirse a la derecha de la II República liderada por Gil-Robles, escribe lo siguiente el 17 de mayo de 1946 (el título de la entrada es precisamente LA DERECHA ESPAÑOLA):

"La derecha vivía, como he dicho, en el limbo, y su líder se veía cada vez más rodeado por todo tipo de enemigos del régimen: monárquicos, carlistas, fascistas, integristas, etc., que pretendían destruirlo."

Resulta fácil y tentador comparar la situación de la derecha de aquel entonces con la actual. No se puede menos que coincidir con Juan Pedro Quiñonero y aventurar que tal vez sea el odio cainita lo que une a españoles de variada época y adscripción ideológica.

7 de junio de 2008

Omara Portuondo - Maria Bethânia

Permítame el lector una confesión: hacía tiempo que unas canciones no conseguían emocionarme tanto. Pero seamos justos: no son las canciones, son las cantantes. En esto disco la veterana Omara Portuondo y la un poco menos veterana Maria Bethânia, mediante su apropiación – alguna de ellas en conjunto - de doce piezas clásicas del repertorio clásico cubano y brasileño, ofrecen toda una lección de interpretación vocal. Se pueden escuchar muchas versiones de “Tal vez” de Juan Formell, pero la incluida en este álbum se acaba convirtiendo en una referencia, las voces de Maria y Omara arropadas con una discretísima compañía instrumental. Precisamente esa es una gran virtud de este disco: una muy inteligente producción – mencionemos a sus artífices Jaime Alem y Swami Jr, que también se encargan de los arreglos y las cuerdas – que prima la voz de las cantantes, a la que respaldan siempre un adecuado acompañamiento instrumental. De tal manera, que resulta imposible no sentir erizarse la piel mientras se degusta la lectura que hace la Portuondo de “Mil Congojas”, composición de Juan Pablo Miranda. Y a continuación, uno puede dejarse sentir inundado de algo parecido a la felicidad mientras escucha a la cubana y a la brasileña enfrentarse a “Só vendo que beleza (marambaia)”, pieza de la que hace poco también hizo su propia lectura Moreno Veloso, sobrino de Maria, que se luce seguidamente con “Para cantarle a mi amor” de Orlando de la Rosa, antes de cederle el protagonismo, en esta misma pieza con un final bellísimo a dúo, de nuevo a Omara. Seguramente se puede cantar mejor, pero agradecería – y acabo como empezaba dirigiéndome directamente al lector – que me digan quien.
A continuación, Omara y María haciendo una recreación de “Só vendo que beleza (marambaia)” en directo desde el Festival de Funchal:



Y ahora, un extracto de la versión original de la canción, de Henriçao:




Y, por último, la relectura de la misma pieza en directo de
Moreno Veloso:




30 de mayo de 2008

27 de mayo de 2008

Mario Monicelli: 93 años de lucidez

El maestro Mario Monicelli, autor encuadrado dentro de la llamada comedia italiana - lo que ha pesado en que su reconocimiento no sea todo lo amplio que se debiera -, autor de grandes películas como Guardias y ladrones, Rufufú, La gran guerra o La armada Brancaleone, concede una entrevista a EuroNews. No es larga y está traducida al español. Es emotiva la conclusión del reportaje con la escena final de Guardias y ladrones. Lo mejor: la lucidez del cineasta. Lo peor: el breve documento no trata tanto sobre su cine como sobre la situación política de su país - Monicelli es un veterano izquierdista -, y la afirmación de que no volverá a dirigir películas, algo lógico teniendo en cuenta su avanzada edad. Y sin embargo, ahí está el casi centenario Manoel de Oliveira...


Vía Theatrum Ab esse ad posse

26 de mayo de 2008

Then a miracle occurs...


Léido: El perfume del cardamomo (Cuentos chinos), de Andrés Ibañez


El primer cuento de esta nueva obra de Andrés Ibáñez (edita Impedimenta) , concluye de esta manera: "..., pero antes de cortarles la garganta les decía que levantaran el rostro y miraran al cielo, país de la garza y del halcón, morada de los inmortales." Más adelante, otro cuenta con este principio: "Chi Hsi Mien era un hombre tan insaciable en sus apetitos voluptuosos que tenía a sus tres mujeres desesperadas."


Concluida la lectura el autor nos explica que ha tratado de encontrar en estos relatos un determinado tono que solemos identificar con la literatura oriental, especialmente china: "Este tono es la música de la poesía y de la prosa chinas, esa mezcla incomparable de lirismo, melancolía y un súbito sentido práctico de las cosas." Creo que los dos primeros fragmentos demuestran que el objetivo propuesto en esta última cita se cumple sobradamente, más allá de lo que de sorprendente o comprensible pueda resultar tal propósito. Todos los cuentos - de una extensión e intensidad variable, lógicamente - están bastante logrados y algunos consiguen que el lector los vuelva a repasar con la seguridad de que ha dejado pasar por alto un detalle que todavía redondeará más la pieza. No esconde el escritor la condición de pastiche de todo el conjunto, pues no sólo se añaden más influencias que la china (como la japonesa), incluyendo el hecho de que ese tono que se trata de alcanzar no es el de la propia literatura china (u oriental), sino el tono de esa literatura tal y como nos ha llegado vertida a nuestro idioma, incluyendo caprichosas traducciones - ahora sí, ahora no - de nombre propios o de lugares, además de intuirse - en alguna situación, en alguna palabra,... - algún giro más "occidental" a la manera de esas "suaves violencias" - como Andrés Ibañez las define tan acertadamente - que caracterizan la literatura a la que se rinde homenaje.


Nota: no se pierdan los artículos, como éste, que publica periódicamente Andres Ibáñez en ABCD, con el sugestivo título de "Comunicados de la tortuga celeste". Se trata de una reiteración, pues aquí ya hicimos hace algún tiempo esa recomendación.

25 de mayo de 2008

Leído: La glorieta de los fugitivos, de José María Merino


Este libro, que edita Páginas de Espuma, viene a ser una antología que recoge la "minificción" - minicuentos, microrrelatos, o "nanocuentos" - completa de su autor. Sólo por esa razón, ya estamos ante un volumen muy recomendable. Merino no sólo es un excelente cultivador de este formato, sino todo un reivindicador del mismo. De hecho, en La glorieta de los fugitivos nos encontramos ante gran número de ficciones - muchas de ellas de notable cariz fantástico, marca de la casa -, pero también ante un ejercicio de reflexión y - como decíamos - de reivindicación de la minificción; así la última parte de este libro, titulada "La Glorieta miniatura", recoge su intervención - noviembre de 2006 - en el IV Congreso Internacional de Minificción de la Universidad de Neuchâtel, pero en formato de ficciones muy breves. Por ejemplo, ésta tiene por título "Genética":

"Microrrelato se casó con Minificción y tuvieron muchos minicuentos, pero todos les salieron bobos, menos uno al que llamaron Cuentín."

9 de abril de 2008

Festival Digressions

Ayer cefalea, me dormí temprano, mientras en la tele ponían un documental sobre Bernardo Provenzano.

Hoy toca recuperar el tiempo. Me voy a l'Auditori. En el marco del festival Digressions, actúan - por primera vez en Barcelona - Faust. Ya hablaremos.


7 de abril de 2008

"Junto a la hoguera"

Vale la pena leer el discurso de Robert Lepage en el Dia Mundial del Teatro. Lo pueden leer en La nave de los locos y el gozo será doble: disfrutarán del discurso de Lepage y, ya puestos podrán pasearse por el magnífico blog de Fernando Valls, uno de mis refugios virtuales predilectos.


Por cierto, el discurso acaba con estas líneas, las cuales me tomo la libertad de citar por si algún improbable lector desoye mi recomendación:


"Para representar el mundo en toda su complejidad, el artista debe proponer formas e ideas nuevas, y tener confianza en la inteligencia del espectador, que es capaz de distinguir la silueta de la humanidad en este perpetuo juego de luz y sombra.

Y si bien es cierto que, de tanto jugar con el fuego, el hombre corre el riesgo de quemarse, también surge la posibilidad de deslumbrar e iluminar."

Javier Carmona también estuvo allí.

Otro isgine músico español exiliado en las islas británicas, el percusionista Javier Carmona, también actuó la última noche de música improvisada del Red Rose londinense, noche de la que les hablé ayer. Actuó en formato de cuarteto con el bajista Olie Brice, el pianista Alexander Hawkins y Chris Cundy a las cañas. Javier, como Chefa Alonso, es miembro de Akafree.
Además disponemos de un breve vídeo que atestigua la actuación, si bien al bueno de Javier apenas si se le ve algo más que el flequillo:


6 de abril de 2008

La improvisación libre según Chefa Alonso


“Un improvisador es alguien a quien le gusta tomar las decisiones finales en el momento de hacer las cosas; lo que significa un interés por el riesgo, una telepatía e intuición cuando trabajas con otros y una preferencia, en general por las nuevas experiencias, cuando es compatible con hacer buena música”; esta es la respuesta que da el extraordinario saxofonista británico Evan Parker a la definición de improvisador y que recoge la también saxofonista – y percusionista – Chefa Alonso en este recomendable libro. El interés de este libro es múltiple: por un lado la coherente trayectoria de su autora dentro del jazz y la música improvisada tanto en España como en el extranjero, especialmente desde su establecimiento en Londres, por otro estamos ante un serio trabajo de investigación, en el cual Alonso integra su propia biografía como creadora con otras – y muy variadas – fuentes: otras reflexiones sobe la música, pero también otras aportaciones que pueden provenir desde la filosofía, la sociología o la ciencia política. Escrito con rigor no exento de apasionamiento, la autora propone tanto una reflexión como una reivindicación – personal, artística, ideológica – de su propio trabajo como improvisadora que viene a cubrir de manera notable el vacío que existe en el idioma español sobre esta temática. El libro viene acompañado por un dvd en el cual, en las pistas de audio, se ofrece una pequeña muestra del trabajo de Chefa a través de proyectos tan interesantes como los de Sin Red o Akafree. Se echa a faltar alguna muestra de su actual producción británica al lado del ya mencionado Parker y otros músicos, ligados especialmente al sello discográfico Emanem. La pista de vídeo, por su parte, incluye un breve vídeo, Shores, dirigido por Barbara Meyer, que sirve para conocer algunas reflexiones de la acordeonista Ute Völker y la propia Alonso sobre su trabajo, que se constituye en una muy adecuada prolongación de cuanto se ha leído.
PS: A continuación, un breve vídeo en el que Chefa Alonso improvisa junto al percusionista Tony Marsh durante la última noche que el pub londinense Red Rose acogió una actuación de este tipo (la clausura ya estaba prevista, aclaramos que ni una ni otro tuvieron nada que ver con la misma).


31 de marzo de 2008

Recuperando a Young Marble Giants

Dudo que en los sobrevalorados años ochenta hubiera otro grupo con más talento y menos suerte que los galeses Young Marble Giants, cuya existencia fue tan breve como intensa. El año pasado se recuperó su obra magna, Colossal Youth, con material adicional, entre el cual alguna pieza proveniente de alguna sesión para el programa de John Peel, uno de sus grandes valedores. Posiblemente su sonido tan austero como personal y su alergia a la espectacularidad escénica les privó de un mayor reconocimiento. Quien suscribe les recomienda encarecidamente esta reedición. Por si todavía existiera prevención por parte del improbable lector, se adjunta a esta entrada fragmentos de un concierto del año pasado en el cual demuestran mantenerse en buena forma.



25 de marzo de 2008

Vacaciones en Roma

Mañana marchamos por unos días a Roma. He estado varias veces y aún no he visitado San Pietro in Vincoli. Les dejo el - si no estoy equivocado - último testimonio creativo del maestro Michelangelo Antonioni:

Lo Sguardo di Michelangelo (parte 1):




Lo Sguardo di Michelangelo (parte 2):



20 de marzo de 2008

Oído: Brighter Than Creation's Dark

El último disco de los Drive-By Truckers es un trabajo ambicioso que se traduce en una larga extensión - diecinueve piezas - y en una - muy de agradecer - variedad estilística. En una primera escucha, parece que lo primero pesa más que lo segundo, pero queda claro que es un buen álbum, en el que destacan los cortes en los que canta la bajista Shonna Tucker. Habrá que volverlo a escuchar para calibrar si tal como destacan diferentes medios - veáse la página principal del grupo - estamos ante una obra maestra y/o ante uno de los mejores discos del año, como dicen en la reseña de allmusic.

John, Paul, George, Ringo & Lou

4 de marzo de 2008

Ha llegado el frío

Se comenta en todos los ascensores: ha llegado el frío. Le decimos a nuestro circustancial acompañante que ya era hora, que por fin el clima corresponde a la estación. Nos responde que lo que de verdad necesitamos es que llueva. Asentimos ambos con inquieto alivio y bajamos la mirada como si quisiéramos ver si nuestra boca ha sido capaz de traducir tal sentimiento.

26 de febrero de 2008

Visita al lugar donde asesinaron a Pasolini

Posiblemente, esta escena sea lo mejor que ha rodado Nanni Moretti. Está extraída de Caro Diario. La música de Nicola Piovani ayuda bastante, qué duda cabe.


10 de febrero de 2008

McCoy Tyner: Afro Blue

Decíamos ayer... He redactado una breve reseña de Afro Blue, el último disco de McCoy Tyner:

“Afro Blue” es una compilación de los cinco últimos trabajos que ha grabado McCoy Tyner para su actual disquera. Es, igualmente, una demostración que el legendario pianista, autor de una obra tan inmarcesible como “The Real McCoy” se mantiene en un gran estado de forma.

El tema homónimo – que Tyner interpretara con el John Coltrane Quartet - es el que inicia el disco y proviene, junto a “Blue Bossa” de “McCoy Tyner and the Latin All-Stars”, y marcan un tono latino que se ve reforzado con la inclusión, como último corte, de “Carriba” que proviene del disco que el pianista grabara, unos pocos meses después del anterior, junto a Stanley Clarke y Al Foster. A solo – desde el álbum “Jazz Roots” todo un estimable ejercicio sintético del piano en el jazz -, se incluyen dos temas, una composición propia – “You Taught My Heart To Sing” – y una personal revisitación del célebre “Summertime”. Un nuevo corte proviene de una de esas llamadas “reuniones en la cumbre” – no en balde, el disco se llamó “Jazz Giants” -, en la cuál nuestro protagonista integró a Bobby Hutcherson, Charnett Moffett y Eric Harland, y es una simpática lectura de “If I Were A Bell”. Pero sin duda el número que más nos convence proviene de su último trabajo, “Illuminations”, en el que contó con la inestimable ayuda de Gary Bartz, Terence Blanchard y Christian McBride. La escucha de “If I Should Lose You” nos refuerza en la idea ya apuntada al inicio, de que a Tyner aún le queda mucho por decir.

9 de febrero de 2008

John Coltrane Quartet- Afro Blue

El último disco de McCoy Tyner se llama Afro Blue. Hablaremos sobre él próximamente. Por el momento les dejo una versión de la pieza homónima compuesta por Mongo Santamaria recreada por el John Coltrane Quartet, que incluye al propio Tyner al piano (y con destacado protagonismo). Que la disfruten.

7 de febrero de 2008

Negligencia

En un día un tanto decepcionante en el trabajo, me siento bastante identificado con estas líneas que desde El café de Ocata reivindican a Frontón, antiguo pensador en una entrada significativamente titulada Elogio de la negligencia:

  • La negligencia no es ni peligrosa ni vulnerable. La diligencia, por el contrario, se expone a los más diversos peligros. Nadie intenta hacerle trampas al negligente, precisamente porque todo el mundo cree que sería de lo más sencillo, mientras que todos acechan al diligente. La negligencia se encuentra protegida por el desprecio, mientras que la diligencia está asediada por los pícaros.

  • Los errores cometidos por un negligente se perdonan fácilmente, mientras que sus buenas acciones, por inusuales, parecen asombrosas y dignas de todo elogio. Cuando a un negligente no se le escapa la oportunidad de hacer un gesto apropiado en el momento oportuno, todo el mundo lo felicita.

  • La famosa Edad de Oro de la que todos los poetas han hablado fue la edad de la negligencia y nunca la humanidad fue más feliz. Eso significa que la negligencia es de alta cuna, agradable a los dioses, estimada por los sabios, compañera de las virtudes, dueña de la indulgencia, etc.

  • Un ejemplo definitivo sobre la superioridad de la negligencia es el que nos ofrece la naturaleza con el rey de la selva: Los leones no son tan diligentes como las hormigas para buscar comida y procurarse alimentos.

Y si visitan El café de Ocata, no desaprovechen la ocasión de leer otra excelente entrada: Juventud, divino tesoro.

6 de febrero de 2008

La tumba de la literatura


Tanto Artforum como Juan Pedro Quiñonero han visitado la exposición en la parisina Gallerie 1900 - 2000 dedicada a dibujos inéditos - o muy raros - de Francis Picabia para la revista Litterature, de la cual era responsable André Breton (por cierto, me entero por wikipedia que nació el mismo día que yo). Quiñonero no ha podido evitar la tentación de hacerse un autorretrato irónico ante la tumba de la literatura.

Yo estos días he estado leyendo pacientemente a Feyerabend, y he encontrado su reivindicación del dadaísmo como único medio válido para el pensamiento científico, algo que hubiera alegrado a Breton y Picabia.

27 de enero de 2008

Recomendado: La nave de los locos

A través de Una temporada en el infierno - bitácora cuya lectura se me está haciendo imprescindible -, llego a La nave de los locos, Literatura y más..., el blog (muy) personal de Fernando Valls, excelente y riguroso crítico literario a quien perdí la pista cuando dejó de ser director de la revista Quimera, a la que sigo considerando la mejor revista literaria que se edita por estos lares.
Para quien no lo conozca, en su perfil blogger, Fernando Valls se presenta así:
Nací en Almería en 1954, aunque desde 1973 resido en Barcelona. Soy profesor de Literatura Española Contemporánea en la Universidad Autónoma de Barcelona, pero en la actualidad estoy como profesor invitado en la Freie Universität, de Berlín. He publicado numerosos trabajos sobre la narrativa española actual, así como sobre algunos de los componentes de la llamada `la otra generación del 27´ (Enrique Jardiel Poncela, José López Rubio y Miguel Mihura). Dirigí la revista literaria Quimera y ahora soy director de las colecciones Reloj de arena y Cristal de cuarzo, de la editorial palentina Menoscuarto, ambas dedicadas en exclusiva a la narrativa breve. Colaboro en publicaciones como Ínsula, Clarín, Mercurio y Revista de Occidente.
Desde su descubrimiento, es un sitio que visito a menudo y animo a mis improbables lectores que lo hagan. Como muestra, La narrativa española del 2007. Mis preferidos (los de Fernando Valls), razonable - y razonada elección.

26 de enero de 2008

25 de enero de 2008

MV & EE WITH THE GOLDEN ROAD en la Sala Apolo

A través del muy recomendable programa de radio Ones de Crom (que les dedica toda una sesión) me informo que Matt Valentine y Erika Elder visitarán la Sala Apolo 2 el próximo lunes 28 de enero. Una buena ocasión para conocer de primera mano que es lo que se cuece dentro de lo que se llama "psicodelia folk". Personalmente, lo que Valentine y Elder realizan me convence en un primer momento - ya verán que en la web del Apolo, se habla de una posible conexión con On the beach, uno de mis discos favoritos de Neil Young -, aunque procuro dosificarlos para no caer en un excesivo ensimismamiento. Por ello mismo, me atrae tanto la oportunidad de acercarme al concierto tanto como buscar alguna excusa para no hacerlo, y esto último siempre es más fácil. Les dejo a continuación algunos sonidos y reflexiones acerca de Gettin' Gone, el disco que la pareja de Massachussets viene a presentar, recogidos en un vídeo que no me atrevo a calificar de promocional:


11 de enero de 2008

¿Dónde están tus amigos esta noche?

Después de una semana de trabajo excesivo, con la conseguiente inactividad de este blog, recién acabo de finalizar uno de los muchos compromisos que voy acumulando. Actualmente, nada me apetece más que escuchar música que me remueva al menos un poco sin exigirme demasiado: ¿Dónde están tus amigos esta noche? me increpan LCD Soundsystem (genial la página de entrada y, en general todo su diseño).

Eso: ¿dónde están? ¿dónde estamos? Estoy jodido...


6 de enero de 2008

Palmares 2007 Cahiers du Cinéma (Francia) con presencia catalana

La liste de la rédaction des Cahiers:

1. Paranoid Park de Gus Van Sant
2. Boulevard de la mort de Quentin Tarantino

INLAND EMPIRE de David Lynch
Still Life de Jia Zhang-ke
5. La France de Serge Bozon

Zodiac de David Fincher
7. Les Amours d’Astrée et de Céladon d’Éric Rohmer

Honor de la cavalleria d’Albert Serra
Avant que j’oublie de Jacques Nolot
10. I Don’t Want to Sleep Alone de Tsai Ming-Liang

Ne touchez pas la hache de Jacques Rivette
Syndromes and a Century d’Apitchapong Weerasethakul


Creo que debe ser la primera vez que una película catalana es seleccionada entre lo mejor de la producción estrenada durante un año por los prestigiosos Cahiers du cinéma. Por lo tanto, bien merece la pena dejar constancia del hecho, especialmente puesto que se trata de una película modesta en presupuesto pero ambiciosa - o mejor, enteramente libre - en cuanto a sus intenciones.

A continuación, una breve entrevista - en catalán - a su responsable:



La liste des lecteurs

1. Still Life de Jia Zhang-ke
2. Paranoid Park de Gus Van Sant
3. INLAND EMPIRE de David Lynch
4. Les Promesses de l’ombre de David Cronenberg
5. Syndromes and a Century d’Apitchapong Weerasethakul
6. La Graine et le mulet d’Abdellatif Kechiche
Lettres d’Iwo Jima de Clint Eastwood
8. Les Amours d’Astrée et de Céladon d’Éric Rohmer
Ne touchez pas la hache de Jacques Rivette
10. Boulevard de la mort de Quentin Tarantino
I Don’t Want to Sleep Alone de Tsai Ming-Liang
4 mois, 3 semaines, 2 jours de Cristian Mungiu
Zodiac de David Fincher

Still Life también ha sido una de mis films favoritos de la temporada. Aquí el trailer:




Aún no conocemos las listas de los colaboradores y lectores de Cahiers du cinéma España, pero en el adelanto del número de enero ya avanzan algo.

5 de enero de 2008

Novedades en Babelia


Manuel Rodríguez Rivero se estrena hoy como colaborador de Babelia. Le acompañarán cada sábado las ilustraciones de Max, como la que ponemos hoy adornando esta entrada. Me gusta empezar el sábado leyéndolo.
Con todo, el plato fuerte del suplemento cultural de El País, es un artículo de Enrique Vila-Matas, teóricamente una crítica de A lo largo del camino, de Julien Gracq, pero que se convierte en un sincero homenaje al escritor francés recientemente fallecido. Apenas las primeras líneas se dedican a la obra que teóricamente se comenta:
Pienso en aquello que Tolstói dice de Napoleón y que Julien Gracq transcribe en A lo largo del camino: "Con un gran tacto y una gran experiencia, con calma y dignidad, cumplió su papel de jefe imaginario". Podríamos perfectamente aplicarlo al propio Gracq, último clásico de la literatura francesa.
La última frase determina como prosigue la ¿reseña?, de la cual reproducimos algunas líneas, escogidas casi al azar:
Le creíamos anticuado y es el más moderno de todos, es el porvenir.
En El mar de las Sirtes el procedimiento narrativo acoge tendencias y tradiciones literarias que el autor absorbe y transforma, lo que le relaciona, aunque sea sólo de manera oblicua, con ciertas técnicas modernas, borgianas, por llamarlas de alguna forma. El mar de las Sirtes no sólo se alimenta de los materiales que le proporciona la vida, sino que también crece, misteriosamente, sobre otros libros. Es una novela hecha con el estilo de un espíritu nuevo que absorbe, transforma y, finalmente, restituye, con una forma inédita, la enorme materia literaria que le precede.
Pero no sólo este aspecto intertextual sitúa El mar de las Sirtes en el aire del tiempo, sino también la victoria francesa del estilo sobre la trama, su sentido terrible de la percepción, la conexión con las ventanas altas de la poesía... Todo eso la sitúa en la pista de plata de la novela del futuro. La trama, por ejemplo, es tan lenta como el atardecer terrible de una civilización de antiguo esplendor, ya apagándose: poética de la inactividad y de la ensoñación solitaria y del contagio nebuloso entre la trama y un estilo que termina por avanzar a zancadas mientras la trama, tirada por el suelo, a duras penas le sigue, arrastrándose.
¿Y qué decir de la morosa espera que cruza la trama de El mar de las Sirtes y nos acerca al presentimiento terrorífico del estéril porvenir que a Occidente le espera? La novela es, de hecho, una sorprendente aproximación a lo que nos está sucediendo ahora. Es la narración de una decadencia brutal y de una angustia. Es literatura de percepción, no profética.
El libro de Gracq no sólo se sitúa en esta corriente de escritores con espejos que se adelantan, sino que parece conocer el centro de nuestro problema actual: la situación de absoluta imposibilidad, de impotencia del individuo frente a la máquina devastadora del poder, del sistema político.
Por otra parte, en ABCD han perdido a Manuel Rodríguez Rivero, pero se mantiene Andrés Ibáñez, que ha empezado el año en plena forma, pero de él hablaremos en otra ocasión.